Pontevedra vuelve al medievo con la Feira Franca

Feira Franca

MARÍA EIMIL /

Los pregoneros, montados a caballo, anunciarán este viernes el inicio de la vigésima edición de la Feira Franca de Pontevedra. Esta Fiesta de Interés Turístico comenzó como un mercado medieval en la Praza de Ferraría y se fue extendiendo por las plazas y calles de la ciudad. Actualmente congrega a unas 100.000 personas que se visten de época para participar de los festejos.

Artesanos, canteros, herreros y palilleras, son algunas de las representaciones de oficios que se podrán ver durante la jornada del sábado por la zona monumental de la capital del Lérez, donde se celebrará la Feira Franca, que comenzó a tomar forma desde el año 2000. Desde ese momento, la programación incluye actividades lúdicas de raíz histórica, desde la representación del transporte del vino o el torneo medieval, hasta los espectáculos de cetrería, tiro con arco, esgrima o exhibiciones de danzas.

La Praza da Ferrería es el centro neurálgico de la Feira Franca de Pontevedra, que se extiende por otros espacios de la ciudad, como la Praza de Santa María, donde se instalan la mayor parte de los puestos de artesanía o la de Curros Enríquez, que acoge los de alimentación.

Puestos medievales

En los puestos que se seleccionan cada año se tiene en cuenta la originalidad, la calidad y la presentación y en los del mercado deben vender productos elaborados de forma artesanal. En cuanto a los materiales, los puestos serán de madera o estarán cubiertos con tejidos rústicos. Por otra parte, la vestimenta de los trabajadores también deberá ser adecuada a la época histórica, y la música y la animación debe tener una temática medieval.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies